La vergüenza de ser occidental


Dos insurgentes se dirigen al frente en Ras Lanuf

El otro día escribía de lo mucho que debemos aprender de lo que está ocurriendo en los países árabes porque representa la esencia de lo que disfrutamos en los países occidentales. Desde Marruecos a Yemen, los árabes luchan con mayor o menor fortuna contra las dictaduras existentes en sus países en busca del derecho a vivir en libertad.

En el otro extremo está occidente, que permanece aletargado mientras observa con creciente preocupación los acontecimientos de los países árabes y con especial interés lo que pasa en Libia. En todo lo que llevamos de revuelta árabe los países occidentales se han mostrado muy cautelosos y sin capacidad de iniciativa. Su tibia condena a la violencia desatada por los gobiernos árabes parece demostrar que los intereses que defienden son puramente económicos. La bufonada que han protagonizado el pasado jueves en la reunión en la que se iba a coordinar una respuesta de la UE es la prueba de ello.

La bandera que se ha convertido en el símbolo de la resistencia libia

De nada sirve que los propios libios pidan ayuda o que incluso la Liga Árabe esté a favor de una zona de exclusión aérea. Poco importa porque para occidente lo único válido como moneda de cambio es el petróleo y el gas. Es el eterno juego de no arriesgarse a perder lo único que interesa usando el palo y la zanahoria, por un lado condenando los crímenes que uno comete y al mismo tiempo no reconociendo la autoridad del otro. Así es fácil entender que primero adviertan al dictador que no le permitirán que castigue así a ciudadanos indefensos y le amenacen con ordenar una zona de exclusión aérea. Y al mismo tiempo retrasan cualquier operación militar agarrándose a la legalidad internacional. Y mientras la ayuda no llega desde el aire, ofrecen ayuda humanitaria a los rebeldes y los reconocen como “interlocutores válidos” e incluso prometen fondos multimillonarios para potenciar los derechos básicos. Sería gracioso sino fuera tan tremendamente grotesco.

Mientras tanto el tiempo pasa y juega en contra de los insurgentes que ven como gracias a la aviación su posición se debilita y van perdiendo terreno a cada minuto que pasa. Al ritmo actual la exclusión aérea que podría salvar la rebelión libia llegará tarde. Y tras la derrota llegarán las duras represalias que con total impunidad podrán ejercer los mercenarios, a sabiendas de que no recibirán nada más que una declaración de condena por sus atroces actos.

No debemos ser optimistas. Ni hay voluntad política ni moral en las decisiones occidentales, tan solo el deseo de mantener todas las puertas abiertas para poder negociar los derechos petrolíferos con el que gane la guerra civil. Aunque sea a costa de la sangre de todo un pueblo cuyo único pecado ha sido querer libertad, justicia y un futuro. Al menos deben ser conscientes de que el pueblo libio no olvidará y no perdonará el abandono.

Por eso hoy admitir que uno es europeo -o ciudadano de cualquier país occidental- es un estigma, una vergüenza ante la que hay que agachar la cabeza. O quizás lo más duro es tener que reconocer que nunca ha habido razones para sentirse orgulloso. Al menos yo, me siento así.

Fin de la entrada.

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. Andrés Brito
    Mar 20, 2011 @ 20:05:05

    A partir de hoy la zona de exclusión aérea ya existe. Lo triste es que ha sido necesario bombardear la zona, lo que conlleva siempre daños colaterales con muertes de civiles. El movimiento que se está formando a nivel mundial de conciencia con los problemas del norte de África, nos hace ser un poco mas optimistas. Pero no es fácil. Hay dos varas de medir, porque hay dictaduras en Oriente Medio que cuentan con el beneplácito de las potencias occidentales porque siguen comiendo de la mano.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: